Las Operaciones Jurídicas Complementarias de la Reparcelación

Las operaciones jurídicas complementarias son actos administrativos que alteran de manera no sustancial y perfeccionan un instrumento de reparcelación o equidistribución previo sin contradecir ni oponerse al mismo ni al plan que se ejecuta, tramitándose a través de un procedimiento administrativo ordinario con audiencia de los interesados.

La escasa regulación normativa de esta figura ha permitido que las operaciones jurídicas complementarias se hayan utilizado frecuentemente para subsanar o salvar cualquier vacío o irregularidad de un proyecto reparcelatorio, sobrepasando el contenido y naturaleza propios de dichas operaciones, con el fin de evitar la tramitación de un procedimiento de modificación del mismo, con reiteración de las mismas formalidades observadas en su aprobación, al ser la tramitación de aquellas operaciones más sencilla, ágil y menos costosa de la de la modificación.

La Documentación Económica de los Planes Urbanísticos en la Moderna Jurisprudencia

La documentación económica de los planes urbanísticos trata de dar respuesta a diferentes cuestiones suscitadas por el cambio de ordenación introducido por ellos. Son dos los documentos de esta naturaleza que prevé el texto refundido de la Ley de Suelo y Rehabilitación Urbana de 2015: la memoria de viabilidad económica (que en la moderna jurisprudencia se identifica con el conocido tradicionalmente como estudio económico-financiero) y el informe o memoria de sostenibilidad económica.

Límites a la alteración del planeamiento urbanístico cuando afecta a zonas verdes

nº 92 del Observatorio Inmobiliario

Las amplias prerrogativas del planificador para afectar o alterar dotaciones de zonas verdes existentes o previstas tienen en todo caso como límites a su discrecionalidad criterios legales, jurisprudenciales y doctrinales imperantes, según los cuales, el carácter sostenible y medioambiental de urbanismo debe procurar una estricta protección de estos suelos, consecuencia en gran medida de la transposición de las normas de la Unión Europea y de la concienciación creciente sobre la escasez del recurso suelo.

La nueva regulación de las etapas de urbanización según la Ley 2/2018, de 4 de mayo, de modificación de la Ley 9/2001, de 17 de julio, del Suelo de la Comunidad de Madrid

En el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid del pasado 18 de mayo de 2018 se ha publicado, con efectos desde el día siguiente, la Ley 2/2018, de 4 de mayo, de modificación de la Ley 9/2001, de 17 de julio del Suelo de la Comunidad de Madrid (LSCM), para la regulación de los desarrollos urbanísticos a través de fases o unidades funcionales, modificación que se justifica en su Preámbulo ante la insuficiencia del régimen jurídico de las actuaciones integradas cuando van acompañadas de un plan de etapas con plazos sucesivos para la ejecución de la urbanización, destacando igualmente que en la regulación autonómica nada se decía sobre cómo habían de funcionar dichas etapas con motivo de la culminación y recepción de la urbanización.

La Reparcelación Inversa o Reversión de la Reparcelación: ¿realidad o ficción?

La Resolución de la Dirección General de 24 de septiembre de 2015 confirma la calificación negativa del registrador de la propiedad respecto de un mandamiento procedente de un Juzgado de lo Contencioso-Administrativo en el que, con base en una sentencia anulatoria del acuerdo de aprobación definitiva de un proyecto de reparcelación, se ordena la cancelación de las inscripciones de las fincas de resultado de dicho proyecto, volviendo al estado originario registral de las parcelas aportadas al mismo. El rechazo a la inscripción por parte de la Dirección General se basa en que en el procedimiento judicial en cuestión no se había demandado a todos los titulares de derechos y cargas de las fincas de resultado ni tampoco a adquirentes posteriores que tienen la condición de terceros protegidos por el artículo 34 de la Ley Hipotecaria.